23 oct. 2012

VAMOS A CHARLAR...

Hemos quedado para charlar un rato, en casa, en uno de los espacios donde pasamos más tiempo. Es ese espacio donde recibimos a las visitas, donde tomamos el café, leemos el periódico y escuchamos música. Ese ambiente relajado y acogedor, pero sobretodo cómodo. Nos sentamos en cómodos sofás alrededor de una mesa donde apoyar las revistas, el libro y la taza de té...

Unas telas de origen marroquí cubren los sofás blancos y una mesa hecha con palés decapado en blanco en el centro. Una butaca y una charge-longe completan el conjunto.   Vienes?



Otro sofá blanco y una butaca en piel negra. La mesa de centro está hecha con mahones y un sobre de madera. El color lo aporta el plaid y los objetos decorativos que hay sobre la mesa. El puf de Ikea como asiento o mesa auxiliar.   Te apetece?




Dos sofás blancos encarados uno frente al otro y un pequeño taburete como mesa auxiliar son suficientes para crear una atmósfera que invita al relax. La alfombra y la chimenea aportan calidez. Fíjate en: la escalera de bambú y en cómo se muestran los objetos sobre la repisa de la chimenea.   Café o té?



Un enorme sofá con charge-longe en tono en tela aterciopelada y un puf a modo de mesa auxiliar o asiento frente a una gran chimenea. Un cesto lleno de leña preparada para mantener el calor y una mini-biblioteca para tus libros favoritos.   Qué más necesitas?



Todo abierto, espacio polivalente... Un sofá blando lleno de cojines para sentarnos cómodamente, una ligera mesa de centro y dos sillas con brazos para una fresca tertulia...   Quedamos a las 5!